lunes, 7 de marzo de 2016

Crear tus propias Oportunidades, depende de ti.


¡Ya lo he intentado todo! ¡Nadie me da una oportunidad! ¡Estoy esperando el momento oportuno! ¡Aquí no hay oportunidades! ¡Merezco una oportunidad!
¿Has escuchado este tipo de expresiones? Yo Sí, seguramente, hace algunos años yo también las usé en algún momento.
Me hubiera gustado que alguien me hubiera dicho, ¿quieres una oportunidad?, ¿por qué no te la das tú? Las oportunidades están alrededor nuestra, son inagotables, cada vez surgen más y más diversas, pero sólo están al alcance de quien tiene el valor de ir a por ellas con toda su voluntad.

¿Cómo cambiar el Chip?

Piensa en positivo

Tener la actitud correcta es fundamental para conseguir cosas. El primer enemigo, y más peligroso, que debes vencer es a ti mismo, comienza por hacer callar esa vocecita que dice, “no puedes”, “vas a fracasar”, “es muy difícil”, “yo no valgo para esto”, etc.
No se trata de ser Happy Guay. Se trata de ser realista y dejar de poner excusas por el miedo a fracasar.
No tomes como referencias las malas experiencias del pasado, tampoco situaciones que les han ocurrido a otras personas, ni información mal documentada o poco contrastada. Quítate todo prejuicio negativo, céntrate en hechos objetivos, análisis racionales y confía en ti mismo.

Empoderarse

Para mí la palabra empoderarse significa asumir la responsabilidad sobre lo que nos pasa. Implica dejar de aceptar el rol pasivo de que espera que las cosas le vayan mejor, dejar de considerarse una víctima de las circunstancias, de la crisis o lo que sea y aceptar que podemos hacer más de lo que hacemos y aceptar que nadie va a venir a salvarnos si no lo hacemos nosotros mismos.

Nunca dejes de buscar alternativas

Por mucho que creas, no está todo inventado, al revés, está todo por hacer. Los expertos dicen que el 75% de las profesiones del futuro aun no existen.
Siempre hay alternativas, pero debes creerlo ciegamente y nunca cansarte de buscarlas.


Objetivos claros

Asegúrate de saber muy bien qué es lo que quieres, para evitar:
  • Qué la oportunidad aparezca pero no sepas reconocerla.
  • Qué cuando alcances tu objetivo te des cuenta de que no era lo que esperabas.

Información y Formación

Muchas de las creencias que nos limitan se deben a la falta de información y formación. Cuanto más sepas, cuanto más leas, cuanto más investigues más ampliarás tus conocimientos y más preparado estarás para identificar oportunidades y para tomar decisiones.

Foco

Eso sí, céntrate en una sólo cosa, si es un proyecto complejo, o en varias, si es asumible. La capacidad de trabajo y la ilusión no son ilimitadas, si las dirigís a varios objetivos muy importantes, tu energía se divide.

Dar el primer paso

Un bebé de 10 meses, que quiere empezar a andar, todavía está en ello. Los primeros pasos son los más difíciles, los más inseguros, corres más riesgos de equivocarte, de tropezar, esto forma parte del camino.
Decidir hacer algo es distinto a hacerlo. Date un tiempo para pensar, marcarte objetivos, buscar información y lánzate.

Controla los riesgos

No soy amigo de embarcarse en decisiones que pueden poner en riesgo tu estabilidad y la de tu familia. Nada de eso, se pueden hacer cambios importantes sin necesidad de asumir grandes riesgos.
Recuerda que estamos buscando soluciones y oportunidades no meternos en más problemas.


Trabajo

Una vez que sabes lo que quieres, has decidido hacerlo, has dado tus primeros pasos. Lo que sigue, es un camino complejo, lleno de esfuerzo, dudas, problemas, decisiones difíciles, decepciones, pero también, pequeñas victorias, satisfacciones, logros y mayor confianza en ti, hasta que un día todo cobra sentido y llega la recompensa.
Piensa a largo plazo, no busques resultados inmediatos.

Hacer cosas nuevas

Si siempre haces las mismas cosas y de la misma manera, ¿qué esperas que cambie? Para crear oportunidades tienes que abrir nuevos espacios, nuevos contextos, conocer nuevas personas donde pueda surgir.
No es fácil salir de nuestra cómoda rutina donde podemos predecir que va a pasar.

Por esto, creo que es fundamental cambiar las viejas rutinas por otras nuevas que sean más útiles.

Zona de Confort

Algunas veces hacer cosas nuevas significa salir de la zona de confort. Muchos expertos dicen que es fuera de la zona de confort donde están las oportunidades sin explorar. 

Cuantas más cosas seamos capaces de hacer sin la limitación del miedo, de la vergüenza o de la inseguridad, más oportunidades nos surgirán. Nos veremos capaces de asumir mayores retos y, cada vez, nos desarrollaremos más. 

Aprendiendo de los errores

Siempre nos vamos a equivocar, hay que contar con eso, y si no te equivocas nunca, plantéate si estás asumiendo algún desafío interesante.
Pero equivocarse no significa fracasar. Asume el error, aprende de él y sigue tu camino.

Proponer algo diferente

Muchas veces las oportunidades están en lo que nos diferencia, en lo que nos hace especiales y distintos. Busca tu originalidad, lo que te hace diferente.


Tu red más cercana

Hay teorías que apuntan que somos una suma de las 4 personas con las que más tiempo pasamos. Tiene sentido que acabemos pensando y actuando parecido a las personas con las que más tiempo pasamos. Qué significa esto, dos cosas.
  • Amplia tu red. Rodéate de personas con las que compartas un objetivo, sin duda te aportarán valor y ayuda.
  • Aléjate de las personas, que no sólo no te aportan nada, sino que son tóxicas, todo lo ven negativo, no ven alternativas, sólo problemas.

Resolver problemas, ayudar

Se nos paga por resolver problemas. Somos compensados en función de los problemas que podemos resolver y del número de personas a las que podamos ayudar. Incluyo a los empresarios, a funcionarios, a autónomos y a trabajadores por cuenta ajena.
Hay muchas oportunidades en resolver problemas a los demás, cuánto más gordo sea el problema que solucionas mejor, a cuanta más gente ayudes mejor te irá.

La suerte sonríe a quien se esfuerza
La decisión siempre es tuya 

Fuente: Jose (orientacionparaelempleo)
Share:

Páginas vistas en total

Entrada destacada

Excelente corto animado de lo difícil que es ser autónomo en España

Olaf de Frozen, sueña con ser autónomo, es una parodia del locutor y publicista Carlos Roca que se ha popularizado.  "Ahorra...

¿Te gusta éste blog? Compartelo!

Suscríbete a Capacity.es

Etiquetas

Archivo del blog

Siguenos en Google

Facebook

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Google+ Followers